Los mejores bocadillos de calamares de Madrid

Por mucho que el boca a boca y la publicidad digan que los mejores bocadillos de calamares están en la Plaza Mayor o en Atocha, esto es una burda mentira. Son solo los sitios más conocidos, los turísticos, cosa que precisamente no supone una mejora en la calidad respecto al resto. Donde además la mayoría de las veces la atención al cliente es de pandereta.

La realidad es que los mejores bocadillos de calamares de Madrid están en la cafetería Gago, bastante lejos del centro, en Bravo Murillo 324, en un cafetería ya viejuna pero nunca deja de funcionar. Hechos con pan de chapata y calamares con un rebozado consistente y que no parecen estar previamente digeridos. En verdad os digo hermanos, y en lo de ir probando bocadillos de calamares tengo una experiencia notable, que es uno de los mejores que se pueden encontrar. Buen pan, buenos calamares, buen rebozado y sobre todo fritos en su punto.

Además, la nota sobresaliente, está en que en esta misma cafetería tienen también unas patatas bravas increibles. Con esa salsa naranja espesa y picante que solo tienen las patatas bravas castizas. Nada de mariconadas con kétchup, salsitas ligeramente picantes ni liquidas.

No os lo penséis muchos si estáis en las cercanías, por cierto que esta a cinco minutos andando desde Plaza de Castilla, y pasaros por allí a comer un bocadillo de calamares de los de verdad. No es una zona de ocio precisamente, con lo cual es complicado dejarse caer, pero tampoco es ninguna tontería ir explícitamente a visitar el local. No defrauda.

También te podría gustar...